¿Por qué los adultos mayores deberían practicar yoga?

Para los adultos mayores en ocasiones puede ser difícil encontrar actividades físicas adecuadas para su edad y condición física. Sin embargo, no cabe duda de que, para ellos, mantenerse activos también ofrece muchos beneficios para la salud. Por ello, es importante que un adulto mayor busque ejercicios a los cuales se pueda adaptar fácilmente.

El yoga es una actividad física recomendable para personas de la tercera edad por sus beneficios físicos, psicológicos y sociales.

De hecho, resulta también conveniente para personas que padecen artritis, diferentes tipos de cáncer, ansiedad, depresión, la enfermedad de Parkinson, entre muchos otros padecimientos, ya que funciona muy bien como parte de un tratamiento integral.

Las posturas de yoga más adecuadas para el adulto mayor deben ser enseñadas por expertos, así como los movimientos que se deben evitar para prevenir lesiones. Siempre se recomienda consultar con un médico antes de iniciar cualquier rutina de ejercicios.

Beneficios del yoga en adultos mayores

Uno de los beneficios más visibles al practicar yoga es una mejor postura y una respiración más consciente. El insomnio, los problemas de circulación o digestivos y la flexibilidad muscular son algunos de los aspectos del estado físico del adulto mayor que pueden corregirse con el yoga.
Por otro lado, esta actividad física también está relacionada con mayores niveles de energía y un estado de ánimo más positivo.

A continuación, te presentamos algunos de los beneficios más comunes del yoga en adultos mayores.

  • Mayor flexibilidad: Las personas de la tercera edad suelen ir perdiendo movilidad y flexibilidad. Con el yoga se pueden practicar algunos ejercicios de estiramiento que retrasan este proceso.
  • Mejor equilibro: Los adultos mayores son más propensos a caerse y sufrir lesiones en sus huesos, por lo que mantener el equilibrio es aún más importante para ellos. Uno de los beneficios más conocidos del yoga es la mejora en el equilibrio del cuerpo.
  • Fortalecimiento de los músculos: Las personas que dejan de hacer actividad física van perdiendo fuerza, y esto se agrava con el paso del tiempo. El yoga ayuda a las personas mayores a fortalecer su masa muscular.
  • Mejor respiración: Se trabajan diferentes ejercicios para lograr una mayor capacidad pulmonar y a tener una respiración más consciente y profunda.
  • Mejor memoria: Si se practica el yoga regularmente, se pueden minimizar los problemas cognitivos y emocionales, lo cual a su vez previene el Alzheimer y otros padecimientos similares.
  • Estado de ánimo positivo: El yoga ayuda a aumentar la producción de serotonina, que es uno de los químicos que regula el estado de ánimo. Por ello, se puede prevenir la depresión o la ansiedad.
  • Mejores ciclos de sueño: Además de regular el estado de ánimo, la serotonina también produce melatonina, hormona encargada de regular los ciclos de sueño. Ya que el yoga produce más serotonina, las personas mayores que lo practiquen también notarán mejoría en sus ciclos de sueño.

El yoga es una actividad física ideal para adultos mayores debido a su impacto positivo en el proceso de envejecimiento. Sus beneficios físicos y psicológicos ayudarán a prevenir o aminorar padecimientos que suelen relacionarse a la edad avanzada, por lo que es recomendable su práctica regular.

Aunque los ejercicios del yoga pueden adaptarse a las necesidades específicas de cada adulto mayor, es también recomendable visitar a un médico para ser aconsejado sobre cuáles se deben evitar dependiendo de la condición física de cada uno.

Contacto:
Hospital Zambrano Hellion
Teléfono: 81.8888.0000

Compartír artículo

Artículos relacionados

No te pierdas de las últimas novedades y noticias